24 de noviembre de 2009

Creo en Dios

Para Natalia Cristina, que recién llegas al mundo.
"Cada vez que nace una criatura más que pueda oir y el cielo ver... entonces más es mi fe"

Tito Lara canta: Creo en Dios

22 de noviembre de 2009

!El avión, el avión!

Hay tapones y tapones. La congestión vehicular en Puerto Rico tiene todo tipo de génesis, pero la de hoy, caramba, la de hoy me ha dejado con la boca abierta...

Simple: a un avión, de 85 pies de largo, se le vació una goma en la autopista. Contra, que eso le puede pasar a cualquiera ¿no?

Yo solo me pregunto un pequeñito detalle: !!¿qué rayos hacía un avión "transitando" por la autopista?!! Pues como aquí el SURREALISMO se nos ríe en la cara, resulta que una grúa transportaba la nave para llevarla hasta un restaurante de un pueblo del centro de la Isla (en el que ni remotamente existe un aeropuerto) en el que luciría sus magníficas dimensiones como complemento de la decoración.

El periodista que redactó la noticia sobre el incidente ha tenido la consideración de citar al agente de la policía que intervino cuando afirmó que "el dueño del avión y propietario del restaurante tiene todos los permisos al día". Uf! menos mal. Voy a cotejar si también están al día los permisos de mis muebles, no sea que se les ocurra salir a tomar el aire y el mismo agente me multe por un olvido tan ordinario. Contra, que eso le puede pasar a cualquiera ¿no?

Para quien no me crea (que no lo culpo): http://www.elnuevodia.com/seleexplotounagomaalavion-640680.html

18 de noviembre de 2009

La culpa no es de Cotto

La culpa no es de Cotto. Él fue el protagonista de un drama predecible que contó con un hábil productor (que cobra sin recibir golpes) y con un libreto engorroso, demasiado extenso, escrito por múltiples cronistas que elevaron la expectativa a niveles ridículos. Nos enteramos de lo que Cotto hacía en el ring y además de lo que hacía en la cocina, en la sala, en la cama y alguno incluso se asomó a su baño (para ver si usaba jacuzzi o ducha). Muchos ya lo habían declarado, previo al combate, héroe nacional. Nunca comprendí el mérito. ¿De quién nos estaba salvando?

El país está derrotado. Cotto perdió (aunque su bolsillo sigue ganando) y el pueblo siente el nocaut como propio. El plan maestro falló. Se supone que "el gallo" ganara y que esa victoria reivindicaría nuestra miseria. Porque un triunfo, contra quien fuera, abría la puerta a vengar la desgracia que nos arropa. Muchos daban por hecho que esa épica aliviaría el desempleo, las quiebras, la delincuencia y hasta el espíritu acongojado.

Si hubiera ganado, Puerto Rico hubiera sumado otro día festivo a los muchos que ya tenemos. Una multitud se congregaría en el aeropuerto para cargarlo en brazos y pasearlo por la ciudad a bocinazos. Tal vez hubieran ondeado la monoestrellada con un puño levantado, ¿irónico no? Pero el plan falló. Todos están asombrados, consternados, preguntándose qué pasó.

Pasó que la economía no avanza, que se siguen perdiendo empleos, que el gobierno no arranca y si se mueve lo hace en reversa. Pasa que el crimen no para, que los niños juegan con armas porque las tienen más accesibles que la misma comida. Pasa que seguimos como almas en pena.

La culpa no es de Cotto, es del Hollywood boricua que nos vendió taquillas para una película y muchos no entendieron que era mera ficción. La necesidad es tanta, que a falta de héroes los inventamos. Ya ha pasado antes y presiento que si no nos quitamos las gríngolas, estamos destinados a ver la misma escena una vez y otra vez y otra vez.

Publicada en El Nuevo Día el 18 de noviembre de 2009.

14 de noviembre de 2009

Belleza real

Mis felicitaciones a Dove por la excelente campaña que titularon: "Por la belleza real". Han desarrollado publicidad vinculada a un proyecto completo de autoestima dirigido principalmente a la mujer en sus diversas etapas; niñas, adolescentes, jóvenes y adultas" y los anuncios son estupendos. Tienen mérito tanto por la forma como por el contenido. A ver... 10 chocolates!! (chiste boricua).

Aquí solo una muestra de 2 anuncios que dedico con amor a mis 4 maravillosas sobrinas: Claudia, Amanda, Gabriela y Natalia (en camino). Tití las ama mucho y aunque la distancia física nos separa, pienso en ustedes TODOS los días. Quiero para ustedes y para el Ismaelillo un mundo mejor y una vida libre de sufrimientos. No importa lo que digan los demás, ustedes tengan siempre la seguridad de que son hermosas, inteligentes, especiales y que no hay nadie como ustedes.



4 de noviembre de 2009

HAPPY BIRTHDAY TO ME

La película The Curious Case of Benjamin Button cuenta la historia de un hombre que nace con el cuerpo de una persona de 80 años, y con el transcurso del tiempo va rejuveneciendo.

Cuando se enfrenta uno al avance inexorable del tiempo, resulta interesante plantearse si sería mejor que el reloj girara en sentido contrario y que los minutos, las horas, los días, marcharan en retroceso.

Concluyo que no, que no sería mejor. Ni las manecillas del reloj girando hacia atrás ni el botox "halando" hacia arriba; ninguno me convence. Lo que me asusta no es que el tiempo pase, sino que no sepa yo aprovecharlo. Pero la misma película me ha dado las claves y aquí comparto dos frases del célebre Benjamin Button:

La vida no se mide en minutos, se mide en MOMENTOS

"Si te sirve de algo, nunca es demasiado tarde o, en mi caso, demasiado pronto para ser quien quieres ser. No hay límite en el tiempo. Empieza cuando quieras. Puedes cambiar o no hacerlo. No hay normas al respecto. De todo podemos sacar una lectura positiva o negativa. Espero que tú saques la positiva. Espero que veas cosas que te sorprendan. Espero que sientas cosas que nunca hayas sentido. Espero que conozcas a personas con otro punto de vista. Espero que vivas una vida de la que te sientas orgullosa. Y si ves que no es así, espero que tengas la fortaleza para empezar de nuevo".


Happy Birthday to me!