7 de octubre de 2009

El mundo al revés

Puede resultar frustrante admitirlo, pero lo cierto es que el mundo está al revés. Me sorprende que todavía camino para adelante y no para atrás. A ver, mejor no reto mi suerte.

Como parece que no es la primera vez que pasa, ni soy la primera que lo descubre, me topé con: PATAS ARRIBA /LA ESCUELA DEL MUNDO AL REVÉS, de Eduardo Galeano. Aquí recogo solo un extracto de todo lo que él tan bien plantea:

"Caminar es un peligro y respirar es una hazaña en las grandes ciudades del mundo al revés. Quien no está preso de la necesidad, está preso del miedo: unos no duermen por la ansiedad de tener las cosas que no tienen, y otros no duermen por el pánico de perder las cosas que tienen. El mundo al revés nos entrena para ver al prójimo como una amenaza y no como una promesa, nos reduce a la soledad y nos consuela con drogas químicas y con amigos cibernéticos. Estamos condenados a morirnos de hambre, a morirnos de miedo o a morirnos de aburrimiento, si es que alguna bala perdida no nos abrevia la existencia".

Otro gran acierto de Galeano es imaginar la actualidad de Alicia en:
Si Alicia volviera
"Hace ciento treinta años, después de visitar el país de las maravillas, Alicia se metió en un espejo para descubrir el mundo al revés. Si Alicia renaciera en nuestros días, no necesitaría atravesar ningún espejo: le bastaría con asomarse a la ventana".


Lo leo y me reafirmo en que el panorama no es alentador. Lamento ser una aguafiestas.

No hay comentarios.: